hipertension 1

Hola chic@s:

Ya se acaba la semana, la última del mes de Junio, ya estamos en pleno veranito y el calor parece que viene pero no tan fuerte como otros años.

Hoy os traigo un artículo muy interesante, la hipertensión en los niños. La hipertensión no es solo la sufren los adultos, también la sufren los niños aunque en menor medida.

La genética y llevar una dieta sana y equilibrada son aspectos muy influyentes hacia esta enfermedad. Si la genética influye aun siendo niño puede no padecerla, pero de adulto sí, por ello en las familias que los padres la padecen, con el tiempo todos los componentes suelen ser hipertensos. Este riesgo disminuye si solamente sufre hipertensión el padre o la madre, disminuye así en el niño la posibilidad en un 30%.

Cuando un niño es prematuro nace con poco peso es otro de los aspectos que llegan a influir en el futuro niño hipertenso. A ello se le une la obesidad, algo que cada vez se hace más presente en la sociedad en que vivimos. Los hábitos de alimentación que llevan nuestros jóvenes incrementan las enfermedades que derivan del consumo de alimentos con alto nivel calórico.

Desde niño la educación alimentaria ha de estar presente. Hay que enseñar alhipertension niño que una dieta sana y equilibrada es un seguro a largo plazo que implica la prevención de enfermedades, entre ellas la hipertensión.

Si un niño presenta dolores de cabeza a menudo, hemorragias nasales, puntos de colores o lucecitas en la visión, pitidos en la audición, etc, esto puede ser muestra de la hiperensión. Si su hijo presenta estos síntomas no dude en realizar un reconocimiento médico.

El nivel de hipertensión de un niño no se establece al igual que en los adultos, todo depende de la edad y la talla. Se diagnostica en comparación de los mismos niños de su edad. En los reconocimientos médicos escolares se descubre a los niños hipertensos cuando su tensión arterial representa el 90% más alta que el resto. Esto se puede corregir, pues a veces también es debido a alguna otra enfermedad, un detalle muy habitual en los niños cuyo crecimiento es constante.

Feliz fin de semana

Bssos