Hola chicas:

Qué mal suena esta palabra ¿verdad?. Sobre todo cuando la oyes de la boca de un familiar o de un amigo cercano.

Hace tres años ya, que a mi padre le diagnosticaron Cáncer de Colon. La primera Operación salio fenomal, le extirparón todas las Células Cancerigenas que tenía, pero no pudieron limpiar lo suficiente. Al año siguiente, se volvió a reproducir, justo por la misma época, Verano. Todo por la cabezonería de no querer ponerse en tratamiento.

En Septiembre del 2008 le operaron otra segunda vez. En Agosto de ese mismo año descubrieron que se había vuelto a reproducir el Cáncer. La Operación salió según los médicos, fenómenal. Habían evitado ponerle la “maldita bolsa”, como decía él. Pero todo se complicó.

Mi padre era fumador desde bien joven. Muy fumador. Solía decir que una cajetilla al día, pero vamos más bien diría yo dos o incluso tres. El caso es que sus pulmones no superaron la Operación y posterior infección. Estuvo un mes en la UCI del Ramón y Cajal. Falleció el 21 de Octubre de ese año. No fue a raiz del Cáncer, pero bueno si que desencadeno la historia.

Ese mismo año, a mi madre la sometieron a una serie de pruebas, a consecuencia de una gastronteritis severa que tuvo. En Noviembre, justo un mes después de fallecer mi padre, nos dieron el resultado de las pruebas. Cáncer de Duodeno.

Tenían que someterle a una Operación que llaman “Whipple”.

Extirpar Duodeno, la Cabeza del Páncreas, medio estómago y vesícula. Igual me dejo algo, no me acuerdo muy bien, fueron tantas cosas…..

La Operación un éxito. Gracias a Dios, el tumor que tenía en la Cabeza del Páncreas que era el que mas preocupaba a los Médicos y a nosotros, resulto ser benigno, con lo cual, no había afectado al Páncreas, que eso hubiera sido peor.

Estuvo ingresada mas de dos meses en el Hospital Ramón y Cajal. Imaginaros, en la misma planta 11 que meses antes había fallecido su marido.

Todo se juntaba, tanto para ella como para nosotros. Pero bueno, poco a poco, conseguimos sacarla adelante, aunque fue muy mala enferma. No quería comer, no ponía de su parte. En Mayo la dieron el alta.

El día que operaban a mi madre, mi hermana tenía que hacerse una mamografía. Se había detectado un bulto en un pecho, y la dolía bastante.

La Doctora de Cabecera y los Médicos de urgencias, cuando acudió a que la examinaran, la dijeron que los bultos dolorosos, por regla general, no eran Cancerigenos. Os lo podéis imaginar lo que paso ¿verdad?

Pues si, los peores presagios, se cumplieron. Cáncer de Mama.

Esto no podía estar pasándonos. Era como estar en una película de terror. Como si alguien nos hubiera echado un mal de ojo. Tres casos de Cáncer en una familia y en un año.

Gracias a Dios tanto mi hermana como mi madre están muy bien.

Pero hace unos seis meses, le detectaron a mi suegro Cáncer de Vegiga.

Otra vez al Ramón y Cajal.  Le operaron hace un mes. Con lamparoscopia, la recuperación muy buena y super rápido la verdad. Molestias muy pocas, e ingresados solo 6 días. Muy contentos. Pero, cuando nos dieron los resultados de lo analizado los peores presagios se volvieron a cumplir. Había que volver a intervenir. Una segunda operación. Espero contaros que todo ha salido fenómenal, que seguro que sí.

Pero la maldita palabra “Cáncer” debería de desaparecer de nuestro vocabulario. O mejor, que si no todos, casi todos, fueran curables en un 100% de los casos. Ojala, ¿verdad?.

Bssos.